Publicado: El domingo 26 marzo 2017, a las 14:31
Visto en: Hardzone
Futuremark añade el soporte para Vulkan en su nueva versión de 3DMark

Futuremark ha añadido el soporte para la API Vulkan en la última actualización de su más que popular software para benchmarking de tarjetas gráficas 3DMark a la vez que ha eliminado de ella el soporte que hasta ahora tenía de la API Mantle, en la cual está basada la actual Vulkan. Esta acción viene a posteriori de lo que os hablé hace unos días sobre la implementación que ha hecho Khronos Group del soporte multi gráfica en otros sistemas operativos que no sean Windows 10.

Creo que a estas alturas todos los que seguís este portal con cierta asiduidad conocéis a la empresa Futuremark y a su software para testeo de tarjetas gráficas 3DMark, el cual lleva bastantes años siendo uno de los exponentes más importantes en el panorama del testeo del rendimiento de las tarjetas gráficas, al dar una imagen bastante real de cuál sería el rendimiento de una de estas en circunstancias más o menos similares a la vida real (aunque para ver el rendimiento general de un sistema, sería mucho mejor emplear su otro programa de benchmarking, el PCMark). Y todos sabemos que, cuando va a salir un modelo nuevo de tarjeta gráfica, lo que la mayoría de usuarios busca es el rendimiento que reporta esta en este programa.

Futuremark añade el soporte para Vulkan en su nueva versión de 3DMark

La nueva versión del 3DMark, que ya llega a la 2.3.3663, como decía, ha añadido el soporte para la API Vulkan desarrollada por Khronos Group, a la vez que ha dejado de dar soporte a Mantle, la API anterior desarrollada por AMD en la que se han basado tanto DirectX12 como la propia Vulkan. Esto significa que la función para medir el overhead de una API ahora solo permite comparar entre sí las DirectX 11, DirectX 12 y Vulkan. Medir el overhead de una API permite saber cuántas instrucciones es capaz de procesar un núcleo gráfico antes de que sean demasiadas y el rendimiento se resienta debido al exceso de instrucciones a realizar, algo bastante frecuente en los juegos más exigentes del mercado actual.

La verdad es que este movimiento por parte de Futuremark no debiera sorprender a nadie, dado que Mantle es una API que ya lleva bastante tiempo muerta y ha sido superada en todos los aspectos por la nueva API Vulkan, la cual además está siendo adoptada por la gran mayoría de la industria, a diferencia de Mantle que se quedó como una API más propia de las tarjetas gráficas fabricadas por AMD Radeon.